lunes, enero 07, 2013

“Comenzar de nuevo”: una de las máximas favoritas de los seres humanos. He de reconocer que suena bien la frasecita. Se lee esperanzadora. Incluso poética. “Comenzar de nuevo”. ¡Ahijuesupinchemadre! Hasta chinita se pone la piel.  

Pensamos en "un nuevo comienzo" –lo que sea que eso signifique- y de inmediato aparece frente a nosotros una carretera que se pierde en el horizonte; un camino iluminado por esos rayos de sol que bajan como columnas de entre las nubes para indicarnos el trayecto.

La incertidumbre provoca efervescencia en el cuerpo. Lo inmaculado siempre emociona. La perfección, obsesiona. Supongo que por eso los humanos tienen ese afán de “volver a empezar”. Cada que “empiezan de nuevo” -según ellos- pretenden borrar por arte de magia una historia imperfecta; un pasado que no es otra cosa que experiencias, que no son otra cosa que alimento para el espíritu –lo que sea que eso signifique- y la memoria. 

Imagino que quienes agarran esa filosofía de Empezar de Nuevo se ven a sí mismos como máquinas. Como computadoras que fallan y deben obedecer a una voz divina que les dicta: “Apágate y vuélvete a encender”. Y nada cambia. El disco duro sigue igual. Con todos los archivos y el historial. Supongo también que estas personas ven la vida como si fuera el cartucho de un videojuego al que pueden resetear cada que la cagan o les toca un nivel difícil. Si van a darle reset, neta que mejor ni jueguen. Nomás se hacen tontos. Porque todo eso que quisieran borrar, los convirtió en lo que son, y lo cargarán por siempre. Por eso son patéticos quienes apenas avanzan diez pasos y quieren volverse a poner en sus marcas para escuchar otro disparo de salida. Quieren salir con ventaja y regresar a la línea de arranque cada vez que alguien los rebase o se tropiecen o se lesionen. Y ni empiezan ni avanzan ni acaban y nomás se hacen pendejos como el perro que se corretea la cola.

A mí me gusta más el “Continuará…” que el “Había una vez…” aplicado una y otra vez hasta el infinito. Y sí: en algún momento de mi vida llegué a pensar que cada cosa nueva que hacía era un nuevo comienzo. Hasta que me pareció absurdo, pues comprendí que nada termina. Ni siquiera con la muerte. Todo es un proceso eterno de transformación. Por eso en lugar de “empezar de nuevo”, decidí hacer pausas. Preferí poner puntos suspensivos; cambiar de equipaje y recorrer otros caminos.

Creo que se fantasea con los nuevos comienzos porque, en el fondo, estamos conscientes de que el mundo empezó mal y que, posiblemente, la única solución para mejorarlo, es destruirlo y construir uno nuevo. Es el peso eterno de la imperfecta naturaleza humana obstinada con alcanzar la perfección.  

No pretendan volver a empezar. Volver a empezar es un placebo. Empezar de nuevo es quemar las naves y nunca nadie las quema del todo. Volver a empezar es destruirlo todo y no se puede empezar de la nada. Es caminar en cámara lenta hacia adelante mientras una cortina de humo y fuego se eleva a nuestras espaldas, como en las películas mamonas. No pretendan hacer borrón y cuenta nueva. Eso existe sólo en su imaginación. Caminen en cámara lenta mientras a sus espaldas se queda todo lo bueno, lo malo y lo inservible. Volteen de vez en cuando, para que sepan que ahí sigue, y reafirmen lo que son gracias a lo que dejan atrás para continuar; que es lo que nos empuja para avanzar en ese camino que se aparece enfrente, iluminado por los rayos del sol y que se pierde en el horizonte.

20 comentarios:

Anónimo dijo...

que pinche bola de pendejadas dices...........

Anónimo dijo...

PINCHE POESIA MAMONA DE NIÑO DE PRIMARIA...

Anónimo dijo...

Muy cierto!!! espro tu proposito sea escribir mas seguido.
Shercas del bajio

"No soy monedita de oro" dijo...

Me gusta más la frase en inglés: Back to basics! Indica un empiezo, pero no necesariamente desde nuevo.

Anónimo dijo...

Estos cuates no entendieron...solo tenemos UNA vida, con lo cual es imposible "volver a empezar", tu propones quedarnos con la experiencia. Un abrazo y saludos
Saúl

Anónimo dijo...

muchas palabras y no dices nada

Sizu Yantra dijo...

Buena reflexión Guffo. Mucho se habla de eso en esta época y es bueno ver que alguien lo mira desde otra perspectiva.
Saludos!

aburres dijo...

No eres mas que un elitista como los que sueles criticar, se que no lo vaz a publicar por el enorme ego que cargas en tu espalda, pero eso no cambia el echo de que te haz convertido en aquello que tanto detestas. Viajas por el mundo para no sentirte del monton, y poder "ofrecernos" un punto de vista ajeno a la realidad de Mty cuando en cada una de tus frases e ideas llevas hasta la madre la sangre del tipico regio al que tanto le echas, te corroe el alma no haber nacido europeo y tener pertenecer a una sociedad a la que detestas.

Tus pseudohistorias las haces muy aburridas cuando tratas de vendernos tu poesia barata junto con tu reflexionismo, para decirnos al final que te vale madres, la verdad es que no te vale madres, te importa y mucho llamar la atencion con tu blog y despues unicamente coleccionar los comentarios de lameculos que tanto te gustan.

P.D. Cada vez que dices: sniff, sniff, te es escuchas muy maricon.

Anónimo dijo...

Guffo neta que tu eres filosofo y psicologo... es tan cierto lo que dices! un saludo desde Juarez

Guffo Caballero dijo...

Anónimo: La neta sí.

Anónimo: La neta sí.

Shercas: ¡Qué milagro, mi buen Shercas del bajío! Un abrazo y buen 2013.

Monedita de oro: racias pore recordarme esa frase. La había olvidado.

Saul: Un abrazo también para ti. Gracias por comentar.

Anónimo: No pretendo decir nada. Escribo las cosas a como me vienen llegando a la cabeza para que no se me olviden.

Sizu: Gracias, carnal. Un abrazo.

Aburres: Ya ves que sí lo publiqué, ¡SNIF! Aclaro: viajo por el mundo cuando puedo porque me gusta, no para no sentirme del montón.

Anónimos de Juárez: Naaah, ni psicólogo ni filósofo; nomás digo lo que siento.

Alexander Strauffon dijo...

Qué graciosos tus haters comentadores, Guffo.

Tampoco estoy de acuerdo con el "volver a empezar". Es una frase gastada, sin sentido. Se trata de reevaluar y perfeccionar, no de hacer negación y creer que se está volviendo en verdad a un punto que ya hace tiempo dejamos atrás.

"No soy monedita de oro" dijo...

Esos anónimos son una bola de jodidos envidiosos. Cualquiera puede viajar, nada más es necesario un poco de valor para salir, ya no digas de México, sino en su patético caso de Monterrey. Si ahorraran lo que se chupan en sus tecates, lo que se gastan en sus "finos y asaderos" cortes de carne y lo que erogan por los boletos de fut para ver a sus nefastos rayados, podrían comprar pasajes de avión y hoteles para ellos y toda su prole a cualquier parte del mundo. Pero sabemos que nunca lo harán porque la apatía es su zona de confort.

César JM dijo...

¡Ahijuesupinchemadre! jeje

Saludos.

Tu rechingadamadre dijo...

Tienes razón.
Pégate un pinche tiro en la puta cabeza pelona que te cargas y líbranos de tu mal.
Amén

BlancheWorld dijo...

Saludos! Guffo la verdad no habia tenido la oportunidad de leer este post, pero que gran verdad dices. No se puede hacer borron y cuenta nueva, y tratar de dejar atras un cumulo de situaciones y personas que siempre estaran ahi. Mientras no pidamos perdon a la gente que hicimos dano, no nos perdonemos a nosotros mismos y nos reconciliemos con el momento pasado y presente, el famoso Reset sera solo una utopia. Un abrazo desde Mexicali :)

aburres dijo...

No te odio Guffo ni tengo nada personal en tu contra, ni tampoco te envidio, de echo disfruto mucho de la mayoria de tus post sobre todo los de tu infancia clasemediera como dices tu, si bien no todo es verdad o si lo es me parecen historias divertidas, yo tambien tuve un blog desde el 2004 donde escribia mis viscerales puntos de vista sobre la politica en Zacatecas. Lamentablemente recibia amenazas de muerte para mi y mis hermanos y hermanas las amenazaban con violarlas y matarlas, desafortunadamente no me escondia y al igual que tu, daba la cara y eso expuso a mi familia por lo cual deje de expresarme sobre la narco violencia y la corrupcion politica, me motivaba la indignacion de que nadie decia nada todo era ser condescendientes con los abusos de nuestros gobernantes, al final no saque nada de ello ni esperaba hacerlo pero porque me gusta mi cabeza pegada al cuello y las de mi familia tambien pues opte por dejarlo asi.

No soy un triste jodido tambien, tengo un buen sueldo que me permite vivir decorosamente y viajo a Estados Unidos y Alemania, Republica Checa y China por trabajo y placer tambien, tambien he conocido lo que es la jodidez a diferentes niveles como no tener gas para calentar una tortilla y unos frijoles como no tener boiler y tener que bañarse con una tina de agua y un bote, siempre tuvimos que tragar porque mi padre sabia criar animales de granja y eso mantenia nuestra ingesta de proteinas al tope a pesar de estar bien jodidos siempre fuimos muy sanos, comprar los libros para la secundaria era una rayada de madre y solamente vendiendo nuestros animalitos para que yo pudiera tener los malditos libros y los uniformes que se requerian y eso no me amarga simplemente me pone en mi lugar.

No se que fue lo me motivo a expresarme de la manera como lo hice anteriormente, no puedo pedir disculpas porque soy consciente de mis actos y si lo hago me sentiria hipocrita.

Y pues ahi tienen mi retro y ahora los dejo, SNIFF, SNIFF <-- aunque me escuche bien maricon.

Saludos Guffo.

Anónimo dijo...

Ah caray, no eres humano Guffo?! Me refiero a lo que escribiste en el tercer párrafo. Generalmente me gusta lo que escribes, ésta vez es la excepción.

Saludos desde Seattle, WA

Hugo.

Anónimo dijo...

En realidad, pienso que la frase: comenzar de nuevo, sólo es retórica,
hasta "comenzar de cero". Básicamente sería empezar de la nada, y eso, a estas alturas, es imposible. Las personas recurren a esas frases sin analizarlas, lo único que quieren es otra oportunidad. No seas tan denso con los demás, Guffo.

Guffo Caballero dijo...

Aburres: No pasa nada. Te entiendo. Eso sí: nunca dije que me tuvieras envidia o que fueras un "triste jodido"; tampoco pensé que me odiabas. Si de por sí odiar es estúpido, odiar sin motivos lo es aún más. Saludos.

El Malandro xxx dijo...

Excelente guffo buen trabajo!